14 jun. 2009

Abstencionismo

PAPÁ: ¿Qué quieres de comer?

NIÑO: Nada, no me gustó la comida de ayer, ya no quiero nada.

MAMÁ: Pero algo tienes que comer a fuerza, te puedo hacer varias cosas.

NIÑO: Dije que no quiero nada.

PAPÁ: Necesitas nutrirte, si no comes, te mueres.

NIÑO: Pues prefiero morirme.

MAMÁ: Puedo hacerte pollo, verduras, mariscos, cerdo…

NIÑO: Nada, nada, no quiero nada de eso.

PAPÁ: Bueno, voy a encargar una pizza.

MAMÁ: Yo prefiero comida china. ¿Tú qué escoges?

NIÑO: Ya les dije que nada.

PAPÁ: Anulas, ¿entonces tu voto?

NIÑO: Sí, lo anulo.

1 comentario:

Daniel dijo...

GENIAL ANALOGÍA LÁSTIMA QUE LO VI TAN TARDE